There’s an old proverb that says if you want to go fast, go alone; if you want to go far, go together. Nothing could be more accurate as the leaders of Las Cruces Public Schools put together a final presentation for our Board of Education and the community on how – and when – we can get students and teachers back in the classroom.

Last week’s announcement from the governor that all students could return to the classroom beginning Feb. 8 set the ball in motion for some quick thinking and creative logistics to determine if we could offer the opportunity for students to return to school in a hybrid model if they choose to. It is also understandable that some parents would like to keep their children home, and that will continue to remain an option. As you can imagine, with 42 schools, 3,400 employees and 24,500 students, the logistics of shifting from a fully online model to providing multiple options is daunting, but we will attack this challenge like we do all challenges – together.

The governor’s announcement was followed by more specific guidelines from the Public Education Department regarding the checklist our district will have to follow in order to have our schools certified as safe. This will include an inspection of each school building, a review of safety plans, and assurances by the administration that all COVID-19 safe practices will be maintained and enforced. All children and staff will have to wear masks, maintain six-foot social distancing, and no more than 50 percent of students can be in the building at one time. Needless to say, returning in a hybrid model under these conditions is not returning to school as normal. At most, students would be at school two days per week, while remaining fully online three days per week. Even in these circumstances, seeing our children in person is an exciting prospect.

On Tuesday, Feb. 2, the LCPS administration will present a plan for a phased-in hybrid model beginning Feb. 22, not Feb. 8. The LCPS Board of Education will provide the administration with guidance on how to move forward, and that is what we will do. What we need from each of you is a commitment to improve the health conditions in our community. The positivity rate is decreasing, and the cases per 100,000 are also decreasing, but we all have to continue to follow COVID-safe practices at home if we want our children in school. In addition, we need your advocacy.

As you know, the state’s plan for vaccination rollout included our teachers as recent as two weeks ago. Working in partnership with our two local hospitals, over 1,500 educators have received their first shot, and they will all be able to get their second shot by Feb.19. Unfortunately, the remaining educators who want to be vaccinated will have to wait. On Tuesday, the LCPS School Board of Education will consider a resolution that asks the governor and the Department of Health to once again prioritize our educators in the vaccination process, because we are all essential workers. We would appreciate your support in advocating for the inclusion of educators in vaccinations as soon as possible.

I realize the announcement last week led to more questions than answers for all of us. I ask that you be patient with us as we contemplate what school is going to look like for the remainder of the spring semester. If you can, please join us online on Tuesday, Feb. 2 at 4 p.m. on www.lcps.tv. Look for the ‘Watch LCPS events live’ tab.

Llegando allí juntos

Existe un viejo proverbio que dice que, si quieres ir rápido, ve solo; si quieres llegar lejos, ve acompañado. Nada podría ser más preciso mientras líderes de las Escuelas Públicas de Las Cruces preparan una presentación final para nuestra Mesa Directiva de Educación y la comunidad sobre cómo – y cuando – podemos regresar a estudiantes y maestros a los salones.

El anuncio de la semana pasada de la gobernadora que todos los estudiantes podrían regresar al salón de clase a partir del 8 de febrero puso en marcha pensamientos rápidos y logísticas creativas para determinar si podemos ofrecer la oportunidad de que los estudiantes regresen a la escuela en un modelo híbrido si así lo desean. También es comprensible que a algunos padres les gustaría mantener a sus hijos en casa, y eso continuará siendo una opción. Como se pueden imaginar, con 42 escuelas, 3,400 empleados y 24,500 estudiantes, la logística de cambiar de un modelo totalmente en línea a proporcionar varias opciones es abrumadora, pero abordaremos este desafío como todos los demás – juntos.

El anuncio de la gobernadora fue seguido por directrices más específicas del Departamento de Educación Pública sobre la lista de verificación que nuestro distrito tendrá que seguir para lograr que nuestras escuelas sean certificadas como seguras. Esto incluirá la inspección de cada instalación escolar, una revisión de planes de seguridad, y garantías de la administración de que todas las prácticas de seguridad contra COVID-19 serán mantenidas y se harán cumplir. Todos los niños y el personal tendrán que llevar puesto un cubre bocas, mantener distanciamiento social de seis pies, y no se permitirá a más del 50 por ciento de estudiantes en la instalación al mismo tiempo. Esta por demás decir que regresar a un modelo híbrido bajo estas condiciones no es como regresar a la escuela normal. Los estudiantes estarían en la escuela máximo dos días por semana, permaneciendo totalmente en línea tres días por semana. Aún en estas circunstancias, ver a nuestros niños en persona es una posibilidad emocionante.

El martes, 2 de febrero, la administración LCPS presentará un plan para un modelo híbrido escalonado a partir del 22 de febrero, no el 8 de febrero. La Mesa Directiva de Educación de LCPS proporcionará orientación a la administración sobre cómo seguir adelante, y eso es lo que haremos. Lo que necesitamos de cada uno de ustedes es un compromiso de mejorar las condiciones de salud en nuestra comunidad. La tasa de positividad está disminuyendo, y los casos por cada 100,000 también están disminuyendo, pero todos nosotros debemos continuar siguiendo las prácticas de seguridad contra COVID en casa si queremos a nuestros niños en la escuela. Además, necesitamos su asistencia.

Como saben, el plan estatal para la implementación de la vacunación incluyendo a nuestros maestros es reciente, desde hace dos semanas. Trabajando en asociación con nuestros dos hospitales locales, más de 1,500 docentes han recibido su primera vacuna, y podrán recibir su segunda vacuna el 19 de febrero. Desafortunadamente, el resto de los docentes que quieren ser vacunados tendrán que esperar. El martes, la Mesa Directiva de Educación considerará una resolución que pide a la gobernadora y el Departamento de Salud dar prioridad una vez más a nuestros docentes en el proceso de vacunación, porque todos nosotros somos trabajadores esenciales. Agradeceremos su apoyo para abogar por la inclusión de docentes en las vacunas lo más pronto posible.

Estoy consciente de que el anuncio de la semana pasada llevó a más preguntas que respuestas para todos nosotros. Les pido que sean pacientes con nosotros mientras pensamos cómo será la escuela para el resto del semestre de primavera. Si pueden, únanse a nosotros en www.lcps.tv el martes, 2 de febrero a las 4:00 p.m. Busquen la pestaña ‘Ver eventos de LCPS en vivo’ (Watch LCPS events live).

-Dr. Karen Trujillo, Superintendente de las Escuelas Públicas de Las Cruces